fbpx

Eyaculación precoz: Causas y tratamientos

La eyaculación precoz es una forma de disfunción sexual que puede afectar la calidad de la vida sexual de un hombre. Se caracteriza cuando un orgasmo o «clímax» ocurre antes de lo deseado.

La eyaculación precoz ocurre cuando un hombre eyacula antes durante el coito de lo que le gustaría a él o su pareja. La eyaculación precoz es una queja sexual común. Se estima que 1 de cada 3 hombres tiene este problema en algún momento de su vida adulta.

Tipos de eyaculación precoz

El tema (como todos los que involucran sexualidad) es muy amplio y, por lo tanto, existen diferentes clasificaciones para la eyaculación precoz.

    Primaria: cuando, desde el comienzo de la vida sexual, los hombres viven con la imposibilidad de prolongar las relaciones sexuales.


    Secundario: cuando aparece en la vida del individuo que controla bien.


    Situacional: si solo ocurre en una situación determinada, por ejemplo, con una compañera específica


    Variable: ocasionalmente experimenta eyaculación precoz. No es un problema, sino una variación en el tiempo de eyaculación del hombre.


    Eyaculación precoz subjetiva: cuando hay un tiempo de control por encima del límite de dos minutos, pero el paciente está muy insatisfecho con la duración de la relación sexual.



El uso de otras técnicas como los ejercicios perineales siempre juega un papel complementario a la terapia básica y puede ser muy útil, ya que refuerza la percepción individual de las estructuras de esta región.

Descubre Un Método Extraño Para Durar Más Tiempo En La Cama y Eliminar PARA SIEMPRE La Eyaculación Precoz

Si estás interesado en controlar la eyaculación precoz y – literalmente – durar horas haciendo el amor con tu pareja entonces necesitas leer esta información especial…

Estás a punto de aprender el Método Exacto para conseguir poderosas erecciones, controlar tu eyaculación todo el tiempo que quieras.

Causas de la eyaculación precoz

Se desconoce la causa exacta de la eyaculación precoz. Aunque alguna vez se consideró exclusivamente psicológico, los médicos ahora saben que la eyaculación precoz implica una interacción compleja de factores psicológicos y biológicos.


Causas psicológicas

Los factores psicológicos que pueden desempeñar un papel incluyen:

  •     Experiencias sexuales tempranas;
  •     Relaciones amorosas fracasadas;
  •     Abuso sexual;
  •     Imagen corporal distorsionada o timidez;
  •     Depresión
  •     Preocupación por la eyaculación precoz;
  •     Miedo a embarazar a la pareja o no satisfacerla por completo;
  •     Problemas profesionales que pueden causar una preocupación excesiva;
  •     Sentimientos de culpa que aumentan su tendencia a precipitarse en encuentros sexuales.
  • Otros factores que pueden desempeñar un papel incluyen:
  • Disfunción eréctil
  • Los hombres que están ansiosos por obtener o mantener una erección durante las relaciones sexuales pueden formar un patrón de prisa por eyacular, que puede ser difícil de cambiar.
  • Ansiedad: Muchos hombres con eyaculación precoz también tienen problemas de ansiedad, ya sea específicamente sobre el rendimiento sexual o relacionados con otros problemas.
  • Problemas de relación: Si ha tenido relaciones sexuales satisfactorias con otras parejas donde la eyaculación precoz se ha producido con poca frecuencia o no, es posible que los problemas interpersonales entre usted y su pareja actual estén contribuyendo al problema.

Causas biológicas

Varios factores biológicos pueden contribuir a la eyaculación precoz, que incluyen:

  •     Niveles hormonales anormales;
  •     Niveles anormales de químicos cerebrales llamados neurotransmisores;
  •     Inflamación e infección de la próstata o la uretra;
  •     Genética y condiciones hereditarias;
  •     Diabetes (los pacientes con diabetes pueden tener problemas con su potencia sexual)
  • Factores de riesgo
  • Varios factores pueden aumentar el riesgo de eyaculación precoz, que incluyen:
  • Disfunción eréctil. Puede tener un mayor riesgo de eyaculación precoz si ocasionalmente o constantemente tiene dificultades para lograr o mantener una erección. El miedo a perder su erección puede hacer que se apresure consciente o inconscientemente a tener encuentros sexuales.
  • Estrés La tensión emocional o mental en cualquier área de su vida puede desempeñar un papel en la eyaculación precoz, limitando su capacidad de relajarse y concentrarse durante los encuentros sexuales.

Descubre Un Método Extraño Para Durar Más Tiempo En La Cama y Eliminar PARA SIEMPRE La Eyaculación Precoz

Si estás interesado en controlar la eyaculación precoz y – literalmente – durar horas haciendo el amor con tu pareja entonces necesitas leer esta información especial…

Estás a punto de aprender el Método Exacto para conseguir poderosas erecciones, controlar tu eyaculación todo el tiempo que quieras.

Tratamiento

En la mayoría de los casos, hay una causa psicológica y el pronóstico es bueno. Si el problema ocurre al comienzo de una nueva relación sexual, las dificultades generalmente se resuelven a medida que la relación continúa.

Sin embargo, si el problema es más persistente, los médicos pueden recomendar el asesoramiento de un sexólogo especializado en relaciones sexuales, terapia sexual o terapia de pareja.

El 95% de los hombres reciben ayuda de psicoterapia y técnicas conductuales que ayudan a controlar la eyaculación.

Ejercicios y técnicas complementarias.


Pare y comience: trabaje junto con su pareja. Debes estimular tu pene hasta que sientas que vas a tener un orgasmo. Detén la emoción durante unos 30 segundos o hasta que la sensación haya pasado. Comience la estimulación nuevamente y repita tres o cuatro veces antes de eyacular.

Apriete: Funciona de la misma manera que el método anterior. Pero cuando sientes que estás llegando al orgasmo, tú o tu pareja aprietan la cabeza de tu pene hasta que pierdes la erección. Repita esto varias veces antes de eyacular.

Fortalezca sus músculos: los músculos débiles del piso pélvico a veces contribuyen a la eyaculación precoz. Los ejercicios de Kegel pueden ayudar a fortalecerlos. Encuentre los músculos correctos para apretar, deteniendo la orina hasta la mitad. Sosténgalos firmemente por 3 segundos y luego suéltelos por 3 segundos. Haga esto 10 veces, al menos 3 veces al día.

Use un condón: puede reducir la sensibilidad lo suficiente como para que pueda durar más.

Póngase a trabajar antes de «ponerse a trabajar»: algunos hombres descubren que masturbarse unas horas antes del sexo les ayuda a mantener el control durante el sexo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *